El espectáculo del yo

Para Guy Debord todo lo directamente experimentado se ha convertido en una representación. La realidad vivida, nos señala, se halla materialmente invadida por la contemplación del espectáculo. La realidad surge en el espectáculo, y el espectáculo pasa a identificarse con lo real. Esta alienación recíproca es la esencia y el sustento de la sociedad actual. En el espectáculo,…

¿Esperanza o relativismo?

Richard Rorty nos da una visión del pragmatismo estrictamente ligada a una visión democrática del mundo, ya que el pragmatista sustituye las nociones dogmáticas de “realidad”, “razón” y “naturaleza” por la intención de alcanzar beneficios para todos los seres humanos. Las teorías son vistas en consecuencia como meras herramientas para alcanzar estos fines (2001: 7,…

El magnicidio de lo simbólico

Carl Gustav Jung sostiene que en cada experiencia humana hay un número ilimitado de factores desconocidos, lo cual nos impide poder conocer la naturaleza última de la realidad. Esto nos ha llevado, desde tiempos inmemoriales, a simbolizar todo aquello que no hemos podido expresar con palabras. Esto es algo que puede verse reflejado en nuestros sueños,…

La información en tiempos de pantallas

En menos de medio siglo, nos señala el filósofo francés Gilles Lipovetsky, hemos pasado de la pantalla espectáculo a la pantalla comunicación, de la unipantalla a la omnipantalla. Vivimos en la era de la pantalla global. Ya no solo en el cine o la televisión, como imperó por mucho tiempo. Ahora está en todas partes. Vivimos…

¿Es mejor no haber nacido?

El filósofo David Benatar critica el supuesto, asumido usualmente sin argumentos, que el existir es un bien por sí mismo. Hay que reconocer, sin embargo, que nuestra vida está llena de sufrimiento, el cual nos acompañará hasta el fin de nuestros días. Al traer a un niño al mundo no sabemos a qué tipos de…

Pensamiento salvaje vs pensamiento científico

Para el antropólogo francés Claude Lévi-Strauss hay una diferencia radical entre el pensamiento usualmente llamado “salvaje” y el pensamiento científico. Caracterizando al primero de estos señala que el pensamiento mágico o mitológico, propio del “salvaje”, no es tan solo un esbozo o la parte de un todo no realizado; sino que ya forma en sí…